Lo extraño. “Agujero”, de Hiroko Oyamada

por Jul 5, 2021

Lo extraño. “Agujero”, de Hiroko Oyamada

por

Hiroko Oyamada, Agujero

Traducción de Tana Oshima

Salamanca, Impedimenta

200 páginas, 20,50 euros

Los personajes que habitan las páginas de Agujero, de Hiroko Oyamada, recientemente publicada por la editorial Impedimenta, parecen marcados por la abulia. La vida se impone, marca un ritmo denso y arrastra a los personajes a través de espacios incomprensibles. Sin embargo, antes que una falta de voluntad o energía, los protagonistas sufren una forma de impotencia. La existencia se muestra extraña. Un verano caluroso lleno de personas fantasmáticas, una casa invadida por comadrejas y un sueño con un pez exótico, estas son los claves que sirven de eje para las narraciones que forman este tríptico, todas vinculadas a través de una misma semántica, dos de las cuales cuentan fragmentos de una misma historia. El lector, al hacer inmersión en la prosa de Oyamada, confronta un mundo tan semejante al propio como ajeno. En esta doble faz se encuentra la fuerza simbólica del libro.

“Agujero”, que da título al volumen, es el ejemplo más claro con el cual confrontar esta afirmación. Los personajes habitan un universo que es análogo al de los lectores. En este, irrumpen elementos imposibles. Para alguien que lee desde occidente, esta estructura lleva a pensar en el género fantástico. Pero leer una traducción, especialmente una que proviene de una cultura tan lejana, representa un desafío: ¿qué tanto estamos imponiendo nuestras herramientas interpretativas en formas literarias distintas? La pregunta puede ser un poco bizantina. De cualquier manera, la fuerza está en cómo los elementos aparentemente imposibles sirven para construir una atmosfera y para articular, finalmente, una serie de símbolos. La narradora renuncia a su trabajo para acompañar a su marido, que ha obtenido un nuevo trabajo. Vivirán junto a sus suegros. El pueblo al que llegan parece desolado. Las relaciones entre los integrantes de la familia son complejas, incluso violentas, aunque de una manera sutil. La aparición de un personaje extraño, un miembro de la familia perdido, definirá un giro en la vida de la protagonista, que parece quedar atrapada en un caluroso verano que no da atisbos de terminar. Si bien es difícil hablar de estilo al revisar traducciones, podemos aventurar algunos comentarios: la prosa refleja el carácter denso y lento del caluroso verano, la extrañeza del mundo en el que se mueven los personajes. Esto no quiere decir que la lectura sea pesada. Por el contrario, a través del uso de diálogos y acciones constantes, se marca un ritmo dinámico que busca envolver a los lectores.

En contraste, “Sin comadreja” y “Una noche en la nieve” poseen una prosa más llana. La edificación de la atmosfera recae, en este caso, en la voz narrativa, en su mirada entre distante y calmada. Las historias se centran en dos parejas, una de las cuales desea tener un hijo. Los episodios recogidos en cada texto, puntuales y aparentemente anecdóticos, revelan las capas que conforman la psicología de los protagonistas. Al igual que en “Agujero”, los elementos extraños, imposibles e, incluso, oníricos sirven para acentuar las tensiones que definen la vida de los personajes, intentan dar sentido a una existencia aparentemente vacía y acaban por revelar el absurdo que subyace a lo real.

Antes que abúlicos, estos personajes parecen entumecidos. Habitan un mundo difícil de comprender, carente de sentido, que impone sus realidades alienantes. Los elementos imposibles sirven para subrayar esta idea. Esto acaba por resaltar el vínculo entre la ficción y el mundo que habitan los lectores. Incluso si lo imposible, por definición, no existe fuera de las páginas de Agujero, la sensación de extrañeza y la enajenación son nociones que definen la sociedad moderna y con la que cualquiera, sin importar la cultura que habite, está obligado a lidiar.

¿Te ha gustado el artículo? Puedes ayudarnos a hacer crecer la revista compartiéndolo en redes sociales.

También puedes suscribirte para que te avisemos de los nuevos artículos publicados.