Una existencia se desmorona. “Pieces of a Woman”

por Feb 22, 2021

Una existencia se desmorona. “Pieces of a Woman”

por

Pieces of a Woman

Dirección: Kornel Mundruczó

Reparto: Vanessa Kirby, Shia LeBeuf, Ellen Burstyn, Iliza Shlesinger

Duración: 128 min

Tras unos breves minutos de introducción para conocer a los protagonistas, Pieces of a Woman confronta al espectador con el punto de crisis. A continuación, 23 minutos de un plano secuencia en el que somos testigo de un parto: las cámaras siguen a Martha (Vanessa Kirby) y Sean (Shia LeBeuf) durante la difícil tarea de traer un bebé al mundo, asistidos por Eva (Molly Parker). La pareja ha decidido no ir al hospital, que la niña nazca en su casa. La escena es difícil de digerir, se vive el dolor de la mujer, la preocupación del marido. La partera intenta guiarlos, pero se puede entrever cómo pierde el control. Hasta que llegamos al hecho trágico anticipado en la sinopsis: el recién nacido, cuando parece fuera de riesgo, muere. En este largo prólogo brilla el trabajo del actor y de las actrices. No solo dan vida a sus personajes, transmiten su dolor a quienes observamos desde el otro lado de la pantalla. También, resalta la labor de quien dirige: Kornel Mundruczó introduce al espectador en la acción, lo acerca a la pareja, a su intimidad. Esto hace que el corte que sigue —la pantalla en negro, el título del filme en letras blancas— sea más impactante: la historia explorará a partir de ese punto, con relativa frialdad, cómo se desmorona la vida de Eva.

El tono que muestra la cinta tras el hecho traumático, la perspectiva distante que adquiere el discurso, queda justificado por la complejidad de la historia. La muerte es siempre un sinsentido para quienes siguen viviendo. El filme acentúa esta temática al poner el foco en los padres del fallecido. Además, enfrenta con la difícil cuestión de la pérdida de un ser que apenas llegó a respirar. A los sentimientos que trae consigo una experiencia de este tipo se suma la culpa: quizá, en el hospital, se hubiera podido salvar a la recién nacida. La hondura de los personajes insinúa esta duda sin necesidad de caer en formulaciones simplistas. El trabajo de la guionista, Kata Wéber, muestra su efectividad. La estructura de diario que define la película se enfoca en unas fechas concretas, lo que amplifica el desarrollo de los protagonistas. Asimismo, el silencio de algunos personajes revela tanto como oculta. Hasta las conversaciones aparentemente casuales sugieren los problemas que subyacen. Al mismo tiempo, el guion no vacila a la hora de enfrentar a los espectadores con momentos incómodos: no solo el plano secuencia que abre la película, también escenas en las que la pareja intenta reconstruir, con cierta violencia, su intimidad.

Pieces of a Woman no deja de ser un filme de contrastes, incluso en su estructura. Un tono naturalista impera a la hora de mostrar los quiebres que viven Martha y Sean. Incluso cuando los acompañamos en sus actividades diarias, el discurso se aleja de artificialidades y revela la cotidianidad en toda su crudeza. Al mismo tiempo, al llegar a los puntos álgidos de la historia, el guion opta por utilizar el monólogo para revelar la subjetividad de los personajes. Todo hay que decirlo: el guion está muy bien escrito y el trabajo de las actrices es excelente. Aun así, hay algo casi teatral en estas escenas, artificioso, en este sentido, que contrasta con el resto del filme y no deja de resultar, al menos para quien escribe, curioso.

En última instancia, esto no resta efectividad. La fuerza emocional no disminuye. Habrá quien defienda que aumenta. Estos monólogos ayudan a revelar cómo la protagonista de la historia, interpretada por Kirby, atraviesa una crisis existencial compleja. Muestra, en otras palabras, algunos de los fragmentos de una mujer que parece haber perdido el sentido de su propia existencia y necesita, desesperadamente, reencontrarlo.

¿Te ha gustado el artículo? Puedes ayudarnos a hacer crecer la revista compartiéndolo en redes sociales.

También puedes suscribirte para que te avisemos de los nuevos artículos publicados.