La turbulenta historia de la publicación de «El doctor Zhivago». «Los secretos que guardamos», de L. Prescott.

por Mar 20, 2020

La turbulenta historia de la publicación de «El doctor Zhivago». «Los secretos que guardamos», de L. Prescott.

por

Lara Prescott, Los secretos que guardamos

Traducción de Aurora Echevarría Pérez

Barcelona, Seix Barral

464 páginas, 21 euros

Los secretos que guardamos es la novela debut de Lara Prescott. Es ficción histórica y para escribirla se sumergió en una exhaustiva investigación sobre los hechos que rodearon la publicación de El doctor Zhivago.

En el momento más álgido de la Guerra Fría, la censura de la URSS impide la publicación de la novela de Boris Pasternak, El doctor Zhivago, puesto que se considera que difunde ideas antisoviéticas. Este, con el apoyo de Olga, su amante, se debate sobre la publicación internacional de su libro. Mientras tanto, la C.I.A. decide organizar una operación que tiene como objetivo introducir de manera ilegal ejemplares de la novela en la URSS. Una mecanógrafa y una secretaría de esta agencia se verán convertidas en espías para participar en esta misión.

La historia se desarrolla mediante la alternancia de acontecimientos en los bloques oriental y occidental entre 1949 y 1961. Esto y los múltiples narradores permiten que seamos testigos de la historia en su totalidad. Son precisamente estos elementos los que aportan dinamismo y hacen que la novela sea amena y enganche al lector. También cabe destacar que el minucioso trabajo de documentación histórica que llevó a cabo la autora dota de realismo a la historia.

Los capítulos que tienen lugar en el bloque del este detallan como la incertidumbre de Boris con respecto a la publicación de su obra lo agota física y mentalmente. También se relatan las adversidades que experimenta Olga en consecuencia de esta situación. La autora consigue transmitir todo esto mediante una gran intensidad emocional.

Por otro lado, en el bloque occidental se muestra el mundo del espionaje. Las operaciones de propaganda clandestinas que llevan a cabo la espías aportan intriga y no agotan al lector, puesto que se alternan con sus interacciones con el grupo de mecanógrafas de la C.I.A. y con su vida personal. De esta manera, podemos empatizar con la mecanógrafa, Irina, y la secretaria, Sally, y no solo ser testigos de sus misiones. Mediante este grupo de personajes, Lara Prescott lanza mensajes feministas y sobre la intolerancia sexual de aquella época.

Uno de los mensajes fundamentales que se desprenden de la novela es que, durante la Guerra Fría, los gobiernos de Oriente y Occidente se percataron de que la literatura era un arma que podía influir en el pensamiento de las personas. Las descripciones de la Revolución y la Guerra Civil Rusa y el mensaje sobre la importancia de la libertad individual de El doctor Zhivago hicieron que el libro fuera prohibido por el estado soviético. Esto nos recuerda que el conocimiento nos permite pensar por nuestra cuenta y ser libres; y que no debemos permitir que la represión por parte de las autoridades nos lo arrebate.

Los secretos que guardamos ha sido traducido a 29 idiomas. En este caso, cabe destacar la impecable traducción de Aurora Echevarría Pérez. Además, The Ink Factory y Marc Platt Productions poseen los derechos y desarrollarán una adaptación cinematográfica de la que aún no se conocen muchos detalles.

En conclusión, Lara Prescott ha conseguido combinar con éxito el mundo del espionaje, la historia de la creación de una novela rusa, el feminismo y la intolerancia sexual. Esto, junto a su estructura hacen que Los secretos que guardamos sea una novela muy recomendable.

¿Te ha gustado el artículo? Puedes ayudarnos a hacer crecer la revista compartiéndolo en redes sociales.

También puedes suscribirte para que te avisemos de los nuevos artículos publicados.